seres-de-luz

Seres de Luz

Los Seres de Luz son seres luminosos del Akasha. Cuando abrimos nuestros registros akáshicos, la energía de los Registros aumenta nuestra vibración para que podamos conectar con el plano en donde se encuentran estos seres de Luz.

Debido a que nosotros nos encontramos en un plano más denso, el de la materia, nos cuesta mucho llegar a elevar nuestra vibración para percibir a estos planos más elevados, por lo que los seres de luz son los se tienen que acercar a nosotros, facilitándonos de esta manera la conexión.

La meditación, hacer ejercicio regularmente, la alimentación sana, el control del pensamiento, pasar un rato en la naturaleza, etc, son actividades que nos ayudan a aumentar nuestra frecuencia vibratoria.

Esto nos facilita la comunicación con estos seres luminosos.

Seres de Luz ¿Quiénes son?

Los Seres de Luz son nuestros guías espirituales, ángeles, Arcángeles, maestros ascendidos, y seres de otros planos que se ofrecen para prestar servicio a la humanidad, y para ayudarnos con la difícil tarea que tiene el alma al encarnar aquí.

Ellos siempre están alrededor nuestro, lo que pasa es que muchas veces no podemos percibirlos. Hay mucha gente con dones de clarividencia que puede verlos claramente.

Guías Espirituales

 

Los guías espirituales nos suelen acompañar desde el principio de nuestra vida, o bien pueden unirse en el transcurso de la misma, quedándose hasta el final. Pueden ser familiares fallecidos, como un abuelo paterno, o quizás son almas que forman parte de nuestro grupo álmico, o simplemente seres luminosos que se ofrecen para esta noble labor, para servirnos de guía.

Son nuestros más leales consejeros, que nos susurran pensamientos de alerta si existe algún peligro, o de satisfacción cuando realizamos alguna obra bondadosa. No interfieren en nuestras decisiones, ya que respetan al igual que todos los seres luminosos, el libre albedrío. Solemos tener uno o dos guías espirituales, y alguno de éstos puede cambiar, dependiendo del aprendizaje o de la evolución que nosotros tengamos en la vida.

Los ángeles

 

Los ángeles que nos acompañan son los ángeles de la guarda o guardianes. También se encuentran con nosotros desde el nacimiento y son nuestros confidentes más cercanos. Nos protegen de peligros, también nos susurran palabras de alerta o nos dan ideas a través de nuestros pensamientos.

No se entrometen en nuestra vida a menos que sea estrictamente necesario, pero si queremos contactar con ellos, siempre están disponibles para nosotros. Es la labor más desinteresada y altruista que se puede encontrar.

Los Arcángeles

 

Los Arcángeles están en una jerarquía superior, y tienen nombres y características específicas. Podemos invocarlos y trabajar con ellos, ya que están deseosos de que así lo hagamos. Debido al libre albedrío, no pueden intervenir si previamente nosotros no los llamamos.

Con sólo pronunciar el nombre del Arcángel ya basta para que esté con nosotros. Son seres muy amables y con un muy buen sentido del humor.

Los maestros ascendidos

 

Los maestros ascendidos son generalmente individuos que caminaron en la Tierra como hombres o mujeres, y que al desencarnar ascendieron a los planos superiores con una frecuencia energética muy elevada, ya no volviendo a encarnar nuevamente, y cerrando así su ciclo de reencarnación, y del karma.

Ejemplos de éstos son el Maestro Jesús, Buda, Saint Germain, etc.

Los Señores de los Registros Akásicos

 

Algunos autores metafísicos afirman que el control de los Registros Akásicos está regido por unos Seres de Luz que se llaman Señores de los Registros, que en teoría serían los responsables del acceso a los mismos. Pondrían restricciones a las respuestas que obtenemos, ya que dependiendo del grado de evolución de las personas, si la información obtenida no va a beneficiarnos, puede suponer un trastorno más que una ayuda.

Otros autores afirman que el responsable de los Registros es el Arcángel Metatrón. Este es un Arcángel muy especial, porque fue un humano llamado Enoc, que cuando desencarnó se convirtió en este Arcángel tan importante y sublime. Es un ser de luz que ocupa una de las jerarquías más importantes.

En la lectura de los Registros akásicos se puede contactar con cualquiera de estos seres luminosos. En mi caso, la información proviene de mi ángel guardián.

Distintos Seres de Luz se pueden unir a nosotros durante el transcurso de nuestra vida, y otros abandonarnos, dependiendo de la lección que nos toque aprender, o de la evolución que hayamos alcanzado, pudiendo estar con nosotros durante varias vidas, ya que hay lecciones que nos pueden llegar a entretener durante muchas encarnaciones. Una vez que se ha superado la lección, el ser de luz involucrado pasa a trabajar junto a otras almas.

 

 

2 Comentarios
  • Juan
    Posted at 05:51h, 28 agosto Responder

    Algo estoy descubriendo…me gustaría saber que es

    • Nav Charan
      Posted at 13:03h, 05 septiembre Responder

      Hola! Puedes pedir información cuando meditas, por ejemplo. Preguntas lo que tú quieras saber y luego intentas acallar la mente, los pensamientos que vengan a tu mente los dejas pasar. Una vez que estés relajado, seguramente recibas la respuesta que desees. Lo primero que te venga será la respuesta que esperas.

Publica un comentario